Nuevos imputados en Manilva

Escrito por ABC el .

La Juez reactiva el "Caso Manilva" e imputa a ediles y familiares llamando a declarar a la hija de la alcaldesa, su socio de gobierno, otro concejal y dos cargos de confianza. La investigación sobre la presunta corrupción en el Ayuntamiento de Manilva acelera a golpe de imputación.

 

La investigación sobre la presunta corrupción tejida durante años en torno al ayuntamiento de Manilva acelera a golpe de imputación. La alcaldesa del municipio, Antonia Muñoz (ex Izquierda Unida), ha dejado de ser la única acusada en este caso que se abrió en 2009 y la titular del juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 5 de Estepona, Laura Sánchez, ha citado como imputados a su hija, a su socio de Gobierno en el Consistorio, a un concejal, a un cargo de confianza y al directivo de una de las empresas municipales investigadas. La Fiscalía también ha pedido que se tome declaración en la misma calidad al marido de la regidora y a un primo constructor. Una decisión que se suma a la medida de dividir la causa en tres piezas separadas y que ha sido aceptada por la instructora.

Como ha venido adelantando este periódico, la autoridad judicial investiga más de 470 casos de «enchufismos» -entre los que se encuentran numerosos familiares de la alcaldesa y militantes de IU-, adjudicaciones de «jugosos» contratos a los familiares de Muñoz realizadas supuestamente fuera de ley, millonarias transferencias a sociedades de dudoso nexo con el Ayuntamiento o situaciones surrealistas como abonar 24 horas extras en un día de trabajo.

Según la documentación que adelanta hoy este periódico en su edición en papel, la juez emitió el pasado día 16 tres providencias que suponen la reactivación de una investigación que acumula ya más de 11.500 folios y que partió de una denuncia del comité de empresa del Consistorio por la supuesta contratación irregular de familiares de miembros del equipo de gobierno municipal.

La magistrada tomará declaración como imputados el próximo 10 de octubre a la hija de Muñoz, E. C. M.; el líder de la Agrupación Socialista de Manilva (ASM), Emilio López, socio de gobierno de la regidora, y que curiosamente aún figura como denunciante en esta causa; y el concejal de Recursos Humanos, Diego Díaz.

También deberán comparecer en el juzgado el mismo día Francisco Medina, un miembro de la lista de IU que fue contratado por la alcaldesa como director de área de deportes y Pesca y sobre el que la Guardia civil descubrió que tenía trabajando en el Ayuntamiento a una hija, cinco primos, una sobrina y una cuñada; así como a José Carlos Castaños, directivo de la sociedad Fundación de Manilva para el Desarrollo (Funmades), investigada como uno de los «coladeros» para las supuestas contrataciones fraudulentas y a la que se derivaron millonarias partidas desde las arcas municipales.

La hija de la regidora comenzó a ser investigada por los agentes del Grupo de Delitos contra el Patrimonio de la Comandancia de Málaga después de que comenzase a trabajar en la entidad urbanística El Hacho y su contratación fuese denunciada ante la Fiscalía Anticorrupción. Los socialistas informaron en su momento de que la empresa tenía un administrativo que se jubiló en 2010: «A partir de ese momento, Antonia Muñoz desmanteló la oficina –donde trabajaba este empleado–, la trasladó a dependencias municipales del Puerto y contrató a su hija para ocupar ese puesto», a pesar de que «toda la labor administrativa la realiza la gestoría de Diego Díaz, concejal de IU en el Ayuntamiento de Manilva, por la cual percibe unos honorarios mensuales».

Los responsables del caso, según las fuentes consultadas, comprobaron que la joven trató de devolver el dinero cobrado que supuestamente procedería de las cantidades presuntamente inyectadas irregularmente por su madre a esta sociedad. Además, sospechan que pudo estar en nómina incluso cuando se encontraba fuera del país, por lo que estaba previsto cotejar los datos del pasaporte.

Pero no ha sido la única hija de un cargo del Ayuntamiento vinculada laboralmente al Ayuntamiento. López Berenguer, otrora azote de la alcaldesa, no escapó a la peculiar política de contratación que durante años se ha seguido en esta localidad. Como adelantó ABC, el teniente de alcalde contrató a su hija como directora de área de Salud y Medio Ambiente –una de las tres de las que también es concejal- con una remuneración de 14 pagas de 1.707,30 euros cada una.

Aunque el número de imputados seguramente se incrementará en las próximas fechas. En un informe del pasado 15 de julio, la Fiscalía solicita la división del caso en tres piezas separadas: contrataciones y bonificaciones irregulares, adjudicaciones de contratos y trasvase de fondos a Funmades, El Hacho, Sociedad de Comunicación social de Manilva S.L. y Club Deportivo, que hasta su extinción ha sido presidida por Medina.

Es en la segunda de las investigaciones donde el Ministerio Público considera que el marido de la alcaldesa Valentín Carayol Sánchez, y un primo que tiene una empresa de construcción habrían incurrido en posibles ilícitos, por lo que ha solicitado su imputación. Ambos fueron agraciados con numerosos contratos otorgados por el Ayuntamiento saltándose la legislación vigente y con reparos de la Intervención.

Fuente: ABC

Los comentarios más valorados